Los beneficios de sonreír

Recién a los tres meses de vida, el niño comienza a utilizar la risa como herramienta para comunicarse con los demás

El ser humano nace preparado para sentir emociones, tanto positivas como negativas. Una de ellas es la alegría, que se exterioriza a través de la sonrisa. Según el portal Mamás y Papás de El País de Madrid, reír trae grandes beneficios que contribuyen al bienestar y a la salud del bebé. Asimismo, ayuda a construir la relación de los padres con el niño, y de este con el resto de su familia.

El desarrollo de las primeras emociones es fundamental porque va a originar a futuro la afectividad del recién nacido. Hoy en día, gracias a los métodos de diagnósticos tecnológicos, los padres pueden ver una sonrisa a través de las ecografías 4D.

Elena Santos, psicóloga de la Unidad de Personalidad y Comportamiento (Orientación familiar y Prevención) del Hospital Ruber Juan Bravo-Grupo Quirón Salud, dijo que "durante las últimas fases de la vida del feto y ya incluso desde la semana 11 de gestación, empieza a sonreír. Pero no es hasta los primeros meses de vida cuando esta risa es el resultado de estímulos externos o internos".

Cuando en una ecografía se observa que el feto sonríe, son solo los primeros actos de reflejos. Recién después de los tres meses de vida, la sonrisa se comienza a emplear como una herramienta o mecanismo para provocar respuestas del entorno del bebé. Más adelante, tendrá respuestas faciales mucho más elaboradas.

La verdadera sonrisa aparece al tercer mes, debido a que todo el aparato psíquico está maduro

Por su parte, Enrique García Fernández-Abascal —catedrático de Psicología y de la Emoción y la Motivación de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED)— le llamó "protosonrisa" a lo que manifiesta el niño en las primeras semanas de vida. Esta "es muy rudimentaria y va dirigida a las personas que conoce como respuesta a ver cubiertas sus necesidades", agregó. De alguna forma, estaría "ensayando" con sus músculos. Al igual que Santos, el catedrático explicó que la verdadera sonrisa aparece al tercer mes "porque todo el aparato psíquico está maduro".

Es un tipo de sonrisa que involucra la contracción de los músculos cigomáticos mayor y menor cerca de la boca, que provoca que se eleve la comisura de los labios y el músculo orbicular, cerca de los ojos, cuya contracción eleva las mejillas y produce arrugas alrededor de los ojos.

Sin embargo, esto no perdura en el tiempo. Según sostuvo El País, algunos investigadores han determinado que los bebés se ríen entre 300 y 400 veces al día, mientras que un adulto lo hace 20 veces. "Los adultos se preocupan por este constructo, y en consecuencia modulan más sus interacciones con los otros, los niños sonríen sin pensar en la adecuación o no del acto en sí de reír", opinó Santos.

La risa puede provocar beneficios tanto fisiológicos como psicológicos, emocionales y sociales y, un fuerte impacto en la calidad de vida de las personas. Elena Santos recalca que "uno de los beneficios más positivos de la risa reside en el hecho de que ayuda a expresar emociones y a eliminar pensamientos negativos", agregó la psicóloga.

"La risa promueve el afecto, el entendimiento, el apoyo y el diálogo, y favorece una relación cercana con los otros. Quedarían reflejados por tanto los beneficios tanto a nivel interpersonal como intrapersonal".


Populares de la sección